Editorial
27/05/2017
Nuevas especies que desaparecen
Esta semana, con motivo de la celebración del día internacional de la biodiversidad, escuché una noticia que me asombró.

"La ONU alerta de que 150 especies se extinguen al día por culpa del hombre.
Se trata de la mayor ola de pérdida biológica desde que desaparecieron los dinosaurios"


Y continuaba diciendo:
"Con motivo de la celebración hoy del Día Internacional de la Biodiversidad, la ONU alerta de que se extinguen 150 especies animales al día, lo que se considera la mayor ola de pérdida biológica desde que desaparecieron los dinosaurios.
Así lo advirtió anoche el secretario ejecutivo de la Convención para la Diversidad Biológica de la ONU, Ahmed Djoghlaf, en un mensaje con ocasión de la conmemoración de este día, que este año lleva el lema La biodiversidad y el cambio climático.

Al respecto, se remitió al informe elaborado por expertos del Grupo Intergubernamental sobre el Cambio Climático, que revela que la concentración de dióxido de carbono en la atmósfera del planeta se encuentra en un nivel nunca visto desde hace 650.000 años.
También se refirió al dossier Evaluación de los Ecosistemas del Milenio, elaborado por 1.300 científicos de 95 países, en el que demuestra que la degradación progresiva de dos terceras partes de los ecosistemas puede tener consecuencias desastrosas para la humanidad en los próximos 50 años. "Estamos experimentando la mayor ola de extinciones después de la desaparición de los dinosaurios.
Cada hora, tres especies desaparecen. Cada día, más de 150 especies se pierden. Cada año, entre 18.000 y 55.000 especies se convierten en extintas", declaró Djoghlaf."


¡150 especies extintas cada día!
¿Os imagináis?
Entre 20.000 y 54.000 especies desaparecidas cada año.
Y todo por la acción del hombre.
Según dicen los científicos, en éste milagro de vida que es el planeta Tierra, quedan aun unos 12 millones de especies sin conocer.
A este paso nos las vamos a cargar a todas sin haberles puesto nombre siquiera.
¡Cuánta vida desperdiciada... sin conciencia siquiera de su existencia!
Cuando, hasta una sola mota de polvo es necesaria en ésta cadena evolutiva que es la vida en el planeta.

Se alzan voces en el mundo y no se escuchan.
Con los animales, con los refugiados, con los hambrientos.

Y me pregunto:
¿Qué habrá que hacer para que mostremos un poco de atención?

Y aún hay algunos políticos sesudos que dicen que el cambio climático es un invento. Que no es real.

Tenemos lo que nos merecemos... O eso parece.

Mientras, según dicen, ya suenan las trompetas del apocalipsis por ahí, cada día más cercanas a nuestro modo cómodo de vida.
Habrá que tomar nota.
Igual nos toca pronto a nosotros y, nos extinguimos como especie.
Al parecer, algunos seres humanos, no se merecen un planeta como éste.
Un milagro de vida que agoniza.
Me voy un rato al silencio del campo a ver que escucho.
Feliz semana.
Hicimos historia (I)
Hicimos historia en la radio emitiendo desde el interior de una pirámide
Hicimos historia (II)
Hicimos historia en la radio emitiendo desde el muro de las lamentaciones